Otoño de cine

Hacía mucho tiempo que no esperaba con tantas ansias el estreno de una película. Bieno, mejor dicho, en este caso, de dos. Además son dos pelícuas muy distintas de dos directores muy personales, de esos que tienen una mirada única y que rara vez se parecen a alguien. Para el 16 de septiembre esperamos en España el estreno de la nueva pelicula de Terrence Malick. Se llama "El árbol de la vida" y la protagoniza Sean Penn, que ya trabajó con él en la inmensa "La delgada línea roja".





Se estrenó en España en septiembre de1999, más o menos las misma época en la que Spielberg hizo lo propio con "Salvar al soldado Ryan",  que llegó a las salas comerciales en nuestro país en septiembre de 1998. No pueden ser más distintas. La cinta de Spielberg tiene un cierto tinte anti belicista, aunque no tan profundo y hermoso como "La delgada línea roja". Malick desciende (o asciende, según se mire) a las emociones desnudas y primarias del ser humano para demostrar que la violencia no forma parte de nuestro yo más puro.

Es una película de la que no me puedo olvidar.

Algo parecido espero que me pase con "The tree of life". El hecho de que ganara la Palma de Oro este año no aumenta mis ganas de verla. Más bien han sido las informaciones que cuentan que Malick ha vuelto a crear un universo propio. Parece que jugado con la estructura, que ha roto la línea narrativa tradicional y que ha hecho un paralelismo entre la vida de una familia americana en los 50 y ¡el origen del universo!

En otro director sería una previsible castaña. En Malick es una previsible obra maestra.





Mañana hablaré de "Un método peligroso", la otra película que se estrena este otoño y que me muero de ganas de ver. La firma otro titán, David Cronemberg.