Borrar

Acabo de borrar una entrada que he empezado a escribir hace cinco minutos. Ya llevaba dos párrafos y terminarla era un trámite. Sin embargo, he leído lo que había redactado y me ha parecido aburrido y, sobre todo, confuso.

Y lo he borrado sin dudar un instante. Era una mierda y no tenía por qué seguir trabajando en un texto mierdoso.

Conozco mucha gente que completa proyectos que no van a ningún lado. Se convencen de que son interesantes y los terminan. Pierden el tiempo, amontonan basura en nuestras vidas y en las suyas. Tratan de convencerte de que a ti también te parecen valiosos. ¡Cuántas veces me han aburrido con explicaciones que trataban de justificar un desastre desde todos los puntos de vista! Demasiadas.

Evitarlo es muy fácil. Sólo hay que pulsar la tecla "delete" o "supr" antes de que la bola se haya hecho tan grande que tengas que sacarla de tu casa porque ya no entra.

"Cada dos párrafos, pregúntate si lo que estás haciendo merece la pena". Si no lo hace, que no te tiemble el pulso, el mundo de los hombres está lleno de buenas ideas que merecen llegar al plano de lo real. No gastes energía en las que sabes seguro que son malas. Aunque las tengas tan bosquejadas que te cueste mandarlo todo a la hoguera.

Comentarios

csm ha dicho que…
Loable...y muy difícil, ¡ ja,ja,ja !
Un saludo
Concha
PD: Te leo a menudo y la mayoría de tus entradas no me parecen de "delete" XDD.

Entradas populares