"Dazed & confused"

Pasan de las 4 de la madrugada. Estamos en la redacción de una revista deportiva, una revista que, literalmente, se hace en un fin de semana. Nuestro personaje se la ha leído entera, porque es el corrector, y, además, ha escrito una sección él solito. Está revisando las últimas pruebas. Todos están esperando a que de el OK para poder irse a casa, incluido el director. Es la primera vez en su vida que se ve en una situación así.

Alguien ha puesto "Dazed & confused". A pesar de estar a otra cosa, se para unos segundos y mentalmente se dice a sí mismo, como si fuera una oración:

"Decían que Clapton era Dios, pero Jimmy Page era el diablo".


"Dazed & confused" es, sólo, uno más
de los temazos de este pedazo de disco



Comentarios